Make your own free website on Tripod.com

"ESBOZO DE UNA NOCION DE TICS PARA ABORDAR UNA REINVENCION EDUCATIVA EN UNA PORCION DE SUDAMERICA DONDE CONVIVAN PACIFICAMENTE LAS CRECIENTES MAYORIAS TRANSOCCIDENTALES CON LAS DECRECIENTES MINORIAS OCCIDENTALIZADAS"

Por Alfredo Armando AGUIRRE

http://choloar.tripod.com/choloar.html

NOTA PREVIA: Publicado en forma condensada con el titulo"Qué cambia y que permanece con el advenimiento de las TICs".en Revista Novedades Educativas Edición 185. Ediciones Novedades Educativas. Mayo 2006. ISSN 0328-3534.

RESUMEN

Desde intensas vivencias, muchas veces con intenciones de experimentación en los ámbitos de las TICs consideradas en un sentido lato, se comparten las reflexiones y los estudios que el autor ha venido desarrollando desde su hábitat en el Area Metropolitana de Buenos Aires, con recorridas en el territorio argentino, uruguayo y del sur de Brasil. Con herramientas de análisis particularmente provenientes de la etnología y la antropología cultural, se formulan consideraciones sobre el impacto de las TICs sobre las geoculturas preexistentes y se hace énfasis en la forma de apropiación que la niñez y la juventud hacen del fenómeno así como los desajustes que la población adulta inserta en las instituciones formales particularmente en las educativas manifiesta ante esta nueva modalidad espontanea de la población escolarizada. Las consideraciones se formulan visualizando como posibilidad la oportunidad de desplegar la diversidad cultural de la región y esbozar un nuevo sistema educativo que reemplace lo menos traumáticamente lo posible al anterior a los efectos de producir una congruencia entre las culturas mayoritarias de la población con un sistema educativo que propague y refuerce los valores incitos en esas geoculturas.

ABSTRACT

Based in intense experiences from ITCs concept perspective broadly considered, many times with experimentacion purposes, we share studies and reflexions developed from our habitat in Metropolitan Buenos Aires Area, with travels across Argentina, Uruguay, as well as an Brasilian territory portion.

With analytical tools partially taken from Ethnology and Cultural Anthropology, It were made considerations about TICs impacts in pre existent "geoculturas"(simil to Weltanschauuung) focused on childhood and youth appropriation ways of such technologies. Also were made considerations about the generational conflict between the adults inserted in the educational institutions with the pupils non formal informatic acculturation .

The above considerations were formulated envisioning the opportunity for to develop cultural diversity in the region and for to design a new educational system that replaces the older minimizing the conflict and harmonizing the majority cultural values as well as one educational system that reinforce those values

PALABRAS CLAVES.

Tecnologías de la información y la comunicación – diversidad cultural - educación no formal – niñez y juventud - macrohesaurus- etnocultura – comunidades interconectadas de los conocimientos y las informaciones

DESARROLLO

Formulo la presente comunicación desde una actitud conscientemente monográfica, testimonial y, al estilo del mallorquín Ramon Lull, preponderantemente autoreferencial.

Entre los conceptos que están implícitos en la comunicación, consigno los siguientes: a) " Según sea la noción de persona que se tenga, será la concepción de sociedad y de Estado que se asuma"(Hernán Benítez, 1953); b) "Todo escrito es autobiográfico" (Goethe); c) " Pinta tu aldea y serás universal" (Tolstoi), d) "Tan sólo podemos ver fuera, lo que tenemos dentro" (Emerson), y e) " Toda conducta es comunicación" (Bateson).

Creo también procedente consignar la circunstancia espacio temporal desde donde y cuando la formulo la misma.

Formulo la comunicación desde la ciudad de Buenos Aires, Argentina, a mis 57 años de edad, en este invierno austral del año 2004 del calendario gregoriano.

Adscribiendo por estos tiempos a teorías como las del caos, de la complejidad y Gaia, las que relativizan axiomas como "lo más importante", "lo principal", deseo identificar algunos saberes previos que han facilitado mi entusiasta inserción desde mediados de 1992 en el complejo de "las tecnologías de la comunicación y la información". Ellos vienen siendo mis conocimientos del idioma inglés, mi familiaridad con el fenómeno del transporte, seguir desde algún lugar expectable la introducción de la telemática en mi país, y los conocimientos en las artes y la ciencia de la Náutica adquiridos estos conocimientos durante mis estudios medios.

En la etapa pre –TICS de mi existencia encauzaba mis inquietudes académicas en archivos y bibliotecas. Era lo que por estas latitudes y longitudes se conoce como "ratón de biblioteca". Desde fines de 1993 he devenido en una "rata telemática". Como antes mencioné el año 1992 debo consignar que entre esa fecha y 1993, escuché de una funcionaria uruguaya del programa Urucib(Uruguay Cibernético), una palabra que creo alteró substancialmente el curso de mi existencia: MODEM.

Desde entonces comencé a emitir y recibir información telemáticamente. Eran los tiempos de los BBSs y redes como Fidonet. Allí conocimos a un ramillete de adolescentes que con gran generosidad nos enseñaron con avidez todo lo que sabían (De ellos recuerdo a "Javincho Puyuelo).Ellos fueron los que "abrieron el mercado", siendo luego barridos o fagocitados por las grandes corporaciones. Vale consignar que la Internet comercial se instauró en la Argentina a mediados de 1996.

Allí comencé un reaprendizaje asistemático, de innúmeras fuentes, entre las que me permito citar, sin afirmar con eso que sean las más importantes: al proyecto Infonomia del catalán Alfons Cornellas; al sitio GKD (Global Knowledge Development); a la lista Coalition for Auto Learning que dirige desde Maine, Bill Ellis; a la lista Estética Cuántica; a los emprendimientos de Daniel Pimienta, como Mística y Funredes, y a la Red de Humanistas Latinoamericanos que orienta desde la sueca universidad de Lund, mi entrañable amigo Fernando Flores Morador.

Ya hacia principios de1994, aprovechando mi condición de colaborador del diario "La Reforma "de General Pico, ciudad del interior argentino, la que databa de 1977, comencé a registrar en artículos lo que venia vivenciando en mis incursiones telemáticas.

Y ente punto de nuestra comunicación, remontándonos al carácter de autoreferencial consignado ut supra, es donde puedo afirmar que estas colaboraciones pasarían a formar parte del listado de "Mis trabajos", que forma parte de la URL : http://choloar.tripod.com/trabajos.htm .

De ahora en adelante cuando aluda a "Mis trabajos", es que estoy remitiendo a este vínculo

Allí se publicó 8 de Febrero de 1994, en el N°22.608, el artículo "Telemática o teleinformática.(La nueva alfabetización)". En dicho articulo, de su mismo titulo, se desprende como mi discurso sobre el tema se vinculó desde sus inicios con las actividades educativas. En ese trabajo, como en otros que le sucederían iba consignando lo que comprobaba desde mi inmersión en el universo TICS. Por ese entonces pequeñas empresas editoriales comenzaban a publicar trabajos destinados al "autoaprendizage" de los programas más comunes de computación. Por una clara actitud de mercadeo, estas empresas estaban poniendo nuevamente en circulación el concepto de "autodidactismo".

Esta recidiva del autodidactismo en un nuevo contexto tecnológico permitía avizorar un alto potencial de cambio en lo que hace a las modalidades de transmisión institucionalizadas de los conocimientos al menos en las partes "occidentales " y/u "occidentalizadas " del Planeta.

Y ese potencial, habida cuenta del plexo de intereses y afectos creados, habría de ir generando escenarios de creciente conflicto en curso de desarrollo en los días que corren.

Dados a intentar hacer explícitos todos los supuestos que dan contexto a nuestra comunicación, nos parece procedente preguntarnos que cambia y que permanece con el advenimiento de las TICs.

En nuestra manera de ver el mundo, hay un núcleo constante en la condición humana, cambiando solo las maneras o herramientas mediante las cuales se intentan satisfacer esas necesidades permanentes, que se reiteran en cada ser que adviene a la vida para cumplir su respectiva para bola existencial. Tal vez un poco perogrullescamente, se nos ocurre que si consideramos como sinónimos los términos tecnologías y herramientas, contaríamos con un matiz diferencial en la percepción del fenómeno. Tal vez, sea distinto referirnos a HERRAMIENTAS DE LA INFORMACION Y LA COMUNICACIÓN, en lugar de TECNOLOGIAS DE LA INFORMACION Y LA COMUNICACIÓN. En lo que a nosotros hace, hemos adoptado provisionalmente y a modo instrumental el marbete "Sociedad del conocimiento y la información". Preferimos en los tiempos que corren referirnos a "comunidades interconectadas de los conocimientos y las informaciones". Con ello aludimos al modelo de agrupamiento y relacionamiento humano que actúa como paradigma o marco referencial de nuestros desarrollos sobre el particular.

En este como en otros puntos a medida que profundizamos en nuestros análisis, percibimos que estas herramientas en constante desenvolvimiento no hacen mas que devenir en incorporaciones crecientemente accesibles de desarrollos conceptuales que ya estaban presentes, en los tiempos "Pre - TICs".

Al respecto, ya consignaba André Marshal en su "Sistemas y Estructuras Económicas"(1955), que en todo régimen económico concreto encontrábamos "pródromos" o anticipos de los tiempos que avendrían. En el caso del paradigma que explicitamos, la distinción entre "comunidad" y "sociedad" ya la encontramos en el libro de Ferdinand Tonnies, "Principios de Sociología", (1886) y confirmada, en la distinción entre lo "Familístico" y lo "contractual", formuladas por Pitirim Sorokim en "Personalidad, Cultura y Sociedad"(1960).

En cuanto a las herramientas, tan sólo percibimos refinamientos técnicos entre la telegrafía con y sin hilos y la Internet y tecnologías como la WI – FI. Los saltos cuánticos en materia de procesamiento de la información, capacidades de almacenamiento y velocidades de transmisión, presentan como limitantes la capacidad de percepción y asimilación de cada persona, ya que aunque parezca una obviedad se tarda el mismo tiempo en leer la misma cantidad de información escrita, tanto si la misma está en formato electrónico como si esta impresa sobre papel...

No obstante percibimos una manera mas –"amigable" de manipulación de una batería de conceptos, denominémosle pre- TICS.

Cincunscribiéndonos al tema de la educación e instrucción, vamos apreciando como las TICs sirven de catalizadores de nociones como la ya mencionada de "autoaprendizage", como "educación a distancia", "educación a término", "educación permanente", "formación continua", "macrothesarus"(recuperación de la información). El listado no es exhaustivo y esta abierto a nuevas incorporaciones.

Del flujo de contenidos que recibimos de la Net, obviamente limitado por nuestras disponibilidades de tiempo y por nuestra intransferible capacidad de percepción, vamos columbrando el potencial de aprendizaje incito en las mismas. No obstante esas intensas vivencias en la red de donde tanto vamos aprendiendo, nos han enseñado que "También se puede vivir sin Internet", tal como le hemos consignado en nuestro articulo " Elevación cultural sin Internet" publicado en agosto de 1999 en la Revista "Mutual del Personal de Presidencia de la Nación, de Buenos Aires.

Más esta aseveración, la hacemos desde la condición de intensas vivencias previas en el campo de las TICs. La cuestión es persuadir, a quienes tienen dificultades para acceder a las mismas o directamente no tiene posibilidad de acceso, que se puede comunicar e informar con los recursos pre – TICs. Esto relativiza en nuestra óptica, el concepto de "brecha digital".

Nos parece que dicha relativización emana tanto de una denotación lata del concepto TICS, como de una sobrevaloración del potencial de las TICs en la que creemos concurren factores de mercadeo con actitudes snobistas.

Relativizar el concepto de "brecha digital" o asignar provisionalidad al marbete de "Sociedad del conocimiento y la información", no implica en modo alguno desconocer el impacto que estas herramientas vienen produciendo.

En lo que hace a la concepción "lata de la noción TICs, ella nos surgió a poco de comenzar a meditar sobre nuestras intensas vivencias en el ámbito que nos ocupa. Mucho antes de advenimiento de dispositivos de la banda ancha inalámbrica, como la WI - FI, o que se acuñaran neologismos para catalogar en petaflops a decenas de billones e operaciones por segundo y que se acuñara un neologismo como terabytes para dimensionar las magnitudes de almacenamiento de información; iba surgiendo en nuestro análisis(que reiteramos tiene todas las limitaciones de lo monográfico) que si ampliábamos la consideración de los Tics al circulo inicial de una PC conectada a otras por distintas modalidades y a distintas distancias; empezábamos a columbrar mas posibilidades, algunas derivadas directamente del campo de la informática como ese fascinante artilugio cual son los escáneres, y lo extendíamos a la fotocopiadora, al fax, a la radiodifusión en todas sus variantes(amplitud modulada, onda corta, frecuencia modulada, radioafición, propaladoras callejeras fijas y móviles), a la televisión abierta y por cable, a la cinematografía, a la fotografía, así como a las tradicionales bibliotecas particularmente las escolares y las populares y comunitarias. Cuando imaginamos la sinergia que pueden desencadenar y ya van desencadenado el empleo en forma interconectada de todos estos dispositivos y de algunos otros vinculados a ellos, va surgiendo una sinergia sobre cuyas proyecciones escapan a nuestra capacidad de imaginación.

Uno de los conceptos que se potencian con esta concepción lata, es el de Macrothesuarus que comenzara a utilizarse en los ámbitos del documentalismo, vinculados a la UNESCO. El Macrothesaurus en un procedimiento de recuperación de información, diseñado en la época de las mainframes, mas resulta muy fecundo a la hora de convertir a formato digital, los ingentes volúmenes de documentación escrita, particularmente los impresos en el siglo previo a la aparición de las Tics(Muchos de los cuales fueron concebidos aun antes del advenimiento del logos griego).

La conjunción escáner- fotocopiadora es la que posibilita esta instrumentación del macrothesaurus. El motivo es por demás simple, la fotocopia facilita sobremanera el reconocimiento óptico de los caracteres (OCR) por parte de los escáneres. La progresión de magnitudes exponenciales tendiendo a cuántica de la información que se acumula en los bancos de datos descentralizadamente, ya se proyecta en un incremento de magnitudes similares que se vuelcan al cyberespacio, fenómeno fácilmente comportable con el empleo de los motores de búsqueda, otro de los dispositivos derivados del fenómeno bajo análisis de inmenso potencial divulgativo, democratizador y sin lugar a dudas, educativo.

Mas estas novedosas herramientas tienen un "techo" y un "piso": el de las "geoculturas" ( Rodolfo Gunther Kusch, 1976) donde vienen siendo generadas y/o utilizadas.

Las TICs son una creación de la cultura indistintamente denominada "euroamericana"( Herkowitz, 1948) u Occidental, mas precisamente de la ,digamos en términos relativos ,de la cultura anglosajona y afinado el "zoom" un dispositivo pergreñado en sus versiones mas sofisticadas en torno al Sylycon Valley, en el Estado de California, en la Costa Oeste de los Estados Unidos de Norteamérica.

Constituyen un punto de inflexión en la marcha de la humanidad en su búsqueda de manipular el entorno preventiva y deliberadamente: Y no por cierto el último. Ya se conoce la historia del surgimiento del protocolo TCP/IP en el contexto de la "guerra Fría". Podría resultar casi obvio consignar que en sus primeros tiempos las TICs fueron cosas de tecnólogos, de personas calificadas en tornos a las denominadas "ciencias duras". Mas así como los que transitan por el campo de las llamadas "Humanidades", imaginaron lo que luego plasmarían los tecnólogos, así los humanistas anglosajones comenzaron a procesar en sus códigos las aplicaciones de que el nuevo fenómeno era susceptible, que perogrullescamente incluia las actividades educacionales. Mas humanistas y tecnólogos tenían una cosmovisión común: eran preponderantemente anglosajones y obviamente angloparlantes.

Nosotros en cambio, pertenecemos a geoculturas o Horizontes simbólicos, diferentes, aunque haya "islas de Occidentalidad", que vienen haciendo asimilaciones acríticas de las TICS o asimilaciones críticas desde parámetros occidentales antagónicos a los sustentados por los generadores del fenómeno. El tema es el impacto de las herramientas en los grupos y personas que transitan su cotidianeidad por geoculturas u "horizontes simbólicos ", llamémosle "transoccidentales"(Aguirre 2003), que demográficamente son mayoritarios en un Planeta que alberga a la fecha alrededor de seis mil trescientos millones de personas ( 6.300.000.000).

Nosotros venimos vivenciando las TICs desde el área Metropolitana de Buenos Aires, inserta institucionalmente en la Argentina, implicada a su vez en la Cuenca del Plata. En Sudamérica, En América Latina - caribeña. En el Hemisferio Sur. En lo que se denominaba hasta la implosión del socialismo real Tercer Mundo.

Cabe también señalar que esta hoy reconocida "diversidad cultural", forma parte de los patrimonios de muchos países que formalmente y territorialmente pertenecen a la llamada cultura euroamericana, pero que albergan en sus territorios etnias o etnoculturas marcadamente "transoccidentales" o arcaicas, empleado el término arcaico no en sentido peyorativo sino distintivo, tal como lo emplea Fernando Flores Morador (2003) en su tesis "Tierra firme anticipada. El descubrimiento de América y las raíces arcaicas de Occidente"

En los estudios culturológicos, y siguiendo a José Imbelloni(1959) los patrimonios de una determinada cultura en sus aspectos materiales, sociales y mentales son congruentes e indesglosables por añadidura. De allí a inferir que aprendizaje y contenidos son inseparables, hay un solo paso. A los efectos expositivos resulta indistinto hacer consideraciones sobre preeminencia de uno u otro en orden a su presentación.

Esto nos lleva a preguntarnos a los aspectos que hacen al aprendizaje y a los contenidos en función del impacto de las TICs sobre los habitantes de Latinoamérica y el Caribe y particularmente la región que se conoce como "Cuenca del Plata" o Mercosur.

Vale consignar que la región esta caracterizada por lo que actualmente se conoce por "lo multiétnico y lo multicultural", característica que suele no ser acabadamente ponderada por sectores particularmente ligados a las grandes ciudades y a las estructuras formales "occidentales" de esas geografías, y muy puntualmente a las ligadas a las instituciones educativas que culminan en las universidades.

La "fluencia vital"(Ortega y Gasset, 1923) o "flujo vital"(Imbelloni, 1959), en este ámbito geográfico, tiene como "mainstream" a las mayorías mestizas de idiosincrasias arcaizantes. Aun distantes de ser homogéneas dicha "mainstream", asimila de manera distinta el impacto de las TICs, de lo que lo hacen los minoritarios pero sumamente influyentes sectores que valga la paradoja son los que mayoritariamente ocupan las estructuras formales de nuestras geografía y que acrítica o críticamente vienen tomando como paradigmas, los variopintos que viene generando la cultura euroamericana, TICs incluidas. Esta dispar forma de asimilación, también se viene dando las épocas pre – TICs, desde la llegada a lo que denominarían América de los colonizadores y evangelizadores españoles y portugueses entre fines del siglo XV y principios del XVI.

Así viene sucediendo por otra parte en todas las áreas planetarias donde las culturas arcaicas son predominantes o tienen fuerte presencia.

Esta diferente forma de asimilación, viene resultando en la óptica de muchos estudiosos entre los que nos incluimos, una de las cuestiones más complejas en orden a la implementación de los procesos de aprendizaje, como lo viene siendo hasta el presente.

La irrupción de las TICs es visualizada como una oportunidad de revertir esa situación, pero también la posibilidad de perpetuarla.

Volvemos a la pregunta recurrente que muchos estudiosos de este tema se hacen y también nosotros: ¿ Que permanece y que cambia con la emergencia de las TICs?. Precisamos: con las TICs en sentido lato, como las delineamos precedentemente. Desde los foros de irradiación de la cultura euroamericana y particularmente desde el mundo anglosajón, se vienen dando respuestas a estos o similares interrogantes. Y al respecto cabe señalar la responsabilidad social a los que en el mundo hispanolusoparlante latinoamericano, dominan ese idioma en el sentido de realizar una intensa tarea de traducción, por otra parte facilitada por el dispositivo de los traductores automáticos y los diccionarios en línea a la fecha de redacción de esta comunicación gratuitos. Esto se empalma directamente con el tema de los contenidos, ya que las ingentes y crecientes magnitudes de información disponibles(medidas en Terabytes), lo están en diversos idiomas, aunque todavía predomina el inglés, y esos contenidos albergan diversidad tanto temática como de ópticas. Como se caracterizó a la Internet en el momento de su propagación en nuestras latitudes: "ella constituía un océano de diversidad": Aunque como se sabe al respecto hay opiniones encontradas.

La percepción que tenemos es que toda persona, individual o agrupadamente, que tiene algo que comunicar, ha tomado nota de la posibilidad de emitir contenidos que son valiosos en sus respectivas estimativas y vienen obrando en consecuencia. Eso genera una diversidad creciente a la que mucho ayudan en su difusión los denominados "motores de búsqueda"(search engines). Ello se potencia con la viabilización del concepto de "Macrothesurus" mas arriba señalado, mediante el uso combinado del fotocopiado y el escaneo, y mediante la irradiación de esos contenidos mediante la radiodifusión y la televisión, no descartándose que estos medios retroalimenten contenidos generados por sus usuarios: En esta dinámica se advierte el rol democratizador de estas herramientas y en ello estribaría un factor de cambio con relación a épocas pre – TICS. En esta corriente de realimentación se visualiza el potencial de las mayorías mestizas- mulato- zambo - aborígenes de la región, las que podrían introyectar a la NET, los contenidos emanadas de sus geoculturas u "horizontes simbólicos", que está demostrado son azas distintos a los contenidos que se irradian desde las instituciones formales de la región, la mayoría de las cuales, solo han cambiado de soporte para continuar irradiando con mas eficiencia los contenidos que las caracterizaban en sus etapas Pre- TICS, al par que seguir reforzando los vínculos que desde su origen vienen tratando de consolidar con los epicentros de la cultura euroamericana.

Conscientes de las limitaciones de todo discurso monográfico, ello no es óbice para sostener el carácter "disruptivo" de las TICs: Esto les asigna un potencial que no se amengua, por la opinión que también sustentamos en el sentido que "también se puede vivir sin Internet". Esta última aseveración tiene como corolario que una cosa era vivir sin Internet cuando esta no existía salvo en alguna imaginación, y otra vivir sin Internet cuando este dispositivo se va expandiendo aceleradamente. Las TICs posibilitan la formulación de nuevos conceptos, susceptibles de ser utilizados en modalidades de "vivir sin Internet".

Nuestra apreciación de las circunstancias que nos rodean nos hacen barruntar que simultánea y/o consecutivamente se podrá vivir con o sin Tics, pero no se podrá prescindir de su existencia en los niveles de conceptualización.

Manifestamos mas arriba la estrecha relación que se da entre contenidos y educación. La irrupción de las Tics entre sus múltiples impactos lo hace sobre las modalidades de educación preexistentes. Desde su misma aparición se fueron infiriendo efectos educativos del nuevo herramental.

Y como toda actividad humana, la educativa es una actividad sujeta a valores y ya se sabe que los humanos cooperamos y/o hostilizamos en torno a valores.

Al formular apreciaciones sobre la diversidad de impactos en función de las variopintas idiosincrasias del mundo "transoccidental", va de suyo que ello es extrapolable a las actividades educativas. Con mas precisión se podría arriesgar la opinión que es en el campo educativo donde se viene dando una relación controvertida entre las cosmovisiones que sustentan los educadores y las cosmovisiones sustentadas por la mayoría de los educandos. Esta situación conflictiva se trasluce en los desajustes multidimensionales que padecen los países del "ex" Tercer mundo en general y Latinoamérica y el Caribe en particular.

Atento el carácter disruptivo de las TICs, se está abriendo, catalizadas por la sinergia que las mismas inducen, una gran posibilidad para rediseñar los sistemas de aprendizaje, y esta posibilidad de rediseño parecería estar operándose espontáneamente un poco al margen de las instituciones formales preexistentes, discordancia entendible en función de apreciaciones como las que hemos formulado mas arriba en este desarrollo.

Y así como tenemos algunas reservas con conceptos como "brecha Digital" e "infopobres": Conceptos que no obstante resultan muy operativos a la hora de la especulación, percibimos una suerte de brecha digital generacional que en nuestra óptica aumenta la crisis en que se encuentran las instituciones educativas en los contextos desde los cuales formulamos la presente comunicación. Y cuando decimos aumenta (y creemos que exponencial sino cuánticamente) es porque ese divorcio ya estaba instalado con anterioridad a la irrupción de las TICs: Y la brecha se daba aun al interior de los grupos humanos "occidentalizados" de la región.

Aunque lo que sigue, atento nuestras comprobaciones es extrapolable al Uruguay y al sur de Brasil, se acota a la Argentina y en especial a la población urbana el fenómeno que pasamos a describir sucintamente.

Argentina estaba equipada con la infraestructura apta para receptar la irrupción masiva de Internet. Como dato ilustrativo cabe consignar que esa infraestructura cubre al 85 por ciento(%) de la población: Toda la población esta cubierta por la red de radiodifusoras. Esto era previo a la telefonía celular que sigue la misma orientación. El Dispositivo tipo WI – Fi, recién está en curso de instalación. Con una llamativa celeridad se fueron instalando computadoras conectadas a la red, tanto en Bibliotecas Populares(una institución de larga data en el país), en los Centros Tecnológicos Comunitarios que se instalaron con ayuda internacional y preponderantemente en lo que se dio en llamar al principio "locutorios de titularidad privada", que crecen con una celeridad que sorprende a quienes recorremos las ciudades argentinas y solemos encontrarlos atiborrados de población joven e infantil. Esto está generando una masiva "alfabetización telemática", que en muchos casos ha tenido como etapa preparatoria, la difusión de los juegos electrónicos tipos "Nintendo", "Playstation" y los hoy casi prehistóricos Pac – man. De estos últimos, cabe acotar que fueron los que introdujeron desde hace casi dos décadas a muchos de los actualmente jóvenes técnicos y científicos. Cabe recordar que estos jóvenes, cuya edad tope sería los 35 años, son los mas "viejos" familiarizados con las TICS, pero esos pioneros son una minoría entre su franja etaria. Lo masivo se advierte en la actual generación adolescente.

Se trata de un problema que ira resolviéndose en el largo plazo, pero interim genera un conflicto entre todas las estructuras formales y en particular de las docentes, que están operadas por personas aculturadas en los periodos pre - TICs, y que aun en el caso de haberse "reciclado", lógicamente procesan (seria mejor decir procesamos) el fenómeno TICs, con el soporte conceptual adquirido antes de su advenimiento.

Esta "alfabetización" telemática masiva e informal, amplia los conflictos generacionales y cosmovisionales, y ya esta generando reacciones que tienden a restringir el libre empleo de las TICs. Este fenómeno también se percibe en los países muy desarrollados telemáticamente.

No obstante la disrupción ofrece una oportunidad que "reinventar" los sistemas de aprendizaje, teniendo en cuenta la riqueza de conceptos pedagógicos alternativos que proliferan por la red, la "amigabilidad "de las TICS para la niñez y juventud; y la revalorización de la diversidad cultural, como reflejo de la emergencia de las etnoculturas arcaicas que demuestran ser mayoría en el Planeta.

Estos procesos conllevan por cierto una innegable conflictividad que se sumara a la sempiterna "lucha por la preeminencia"(Gaetano Mosca, 1923) que acompaña la aventura humana.

No nos parece en un contexto caracterizado por la incertidumbre, la imprecisión y el descontrol, que se puedan formular propuestas pormenorizadas para el dinamismo que generan alrededor de 6300 millones de personas interactuando a bordo de la nave Tierra.

Desde lo testimonial, lo monográfico y lo preponderantemente autoreferencial hemos procurado ensamblar y en algunos casos ampliar las reflexiones que venimos compartiendo, a partir de nuestra participación en listas de correo, canales de chat, paneles de expertos, videoconferencias y el mantenimiento actualizado de nuestra pagina personal: Nuestra experiencia personal, nos hace pensar que acerca de la provisionalidad de toda conclusión sobre este punto de inflexión de la saga humana y la sugerencia de continuar observándolo con la mayor apertura que nos sea posible , persuadidos que un empleo creativo, participativo y descentralizado de las herramientas que dan lugar a la presente comunicación así como los contenidos que circulan por ella puedan contribuir a la pacificación creciente y prospera de nuestra convivencia en un marco de transculturalidad y trasndisciplinariedad.

(Finalizado en Buenos Aires 9 de agosto de 2004)